Bajo y contrabajo

“Para mi el bajo es el pulso del corazón de una canción, la esencia del ritmo, el lugar donde nace cada tema”. Así definía James Brown, el padrino del soul, este instrumento tan mágico.

Contrabajo y bajo eléctrico tienen la misma función, la de dar un fundamento rítmico y armónico al conjunto musical.

Mediante un repertorio personalizado, con ellos se desarrollan distintas técnicas, el lenguaje de los estilos musicales, la improvisación y la construcción de líneas.

Se ofrece también la posibilidad de estudiar con el arco de escuela clásica. 

Las clases de bajo y contrabajo pueden ser de jazz, swing, rock y música moderna con Paolo Furio

Profesores